El Otro Camino

Japón

Curiosidades de : Japón. Parte 2

¡Muy buenas a [email protected]! Este semana seguimos con el blog de curiosidades de Japón, destacando vivencias divertidas, anécdotas y detalles dignos de mencionar desde nuestro punto de vista personal como turistas y amantes del país nipón.

Como ya comentamos en la anterior entrada, pasear por las calles de Japón es como moverse por un mundo completamente distinto y eso es lo que lo hace tan especial. Una de las cosas que más impactan cuando te mueves por sus calles es la gran contaminación acústica que hay, aunque también especificaremos que esto sólo sucede en las urbes y lugares de mucho tránsito, pues en los parques y templos hay mucho silencio y serenidad. Pero en las grandes calles el ruido es muy molesto y con esto no nos referimos a la gente, pues así como en otros países las costumbres sociales y la cultura hacen que el ambiente social sea muy escandaloso, esto no sucede con los japoneses ya que en ese sentido son muy discretos y respetuosos. Nos referimos a la cantidad de sonidos (muchos de ellos absurdos) que le introducen a casi toda su tecnología. Para empezar a introducir ejemplos de esto comenzaremos por el sonido característico que tienen los semáforos al indicar cuándo puedes cruzar (algo muy necesarios para la gente que tiene una discapacidad visual), sin embargo hay que decir que el volumen es exagerado, si además a esto le sumas que todos los camiones llevan incorporados un megáfono en la parte de arriba que repite una y otra vez hasta la infinidad todos los movimientos que hacen (sería algo así como; cuidado voy a girar a la derecha, cuidado voy a girar hacia la izquierda, cuidado voy marcha hacia atrás (todo en japonés obviamente)) más la explosión de música y sonido que sale de los pachinkos y los salones recreativos ( aunque en menor medida ) que puede hacer que sangres por las orejas y se escucha a metros de distancia (no entendemos cómo la gente puede pasar más de 5 minutos en ese lugar y seguir con una buena salud auditiva), más todas las indicaciones auditivas que le añaden a todos sus mecanismos sobre las medidas de seguridad en el metro y las estaciones. Y no estamos exagerando, pues estas advertencias auditivas las puedes encontrar hasta en las escaleras mecánicas, en dónde también te repiten hasta la saciedad que tengas cuidado con ellas, haciendo que comiences a verlas como un peligroso monstruo que puede cobrar vida en cualquier momento con intenciones de devorarte.



Curiosidades de: Japón 1


¡Como cada semana; Muy buenas a todos!

Hoy hablaremos de algunas curiosidades de nuestro país favorito; Japón. Un país al que siempre queremos volver y del que no nos cansamos nunca. Lo cierto es que personalmente opinamos que tiene una esencia única y maravillosa . Cuando estuvimos allí nos llamaron la atención muchas cosas que aquí nos parecen impensables (de momento) y te da por pensar que estaría muy bien que en algunos aspectos, nos pareciésemos más a ellos (en otros no). También nos dimos cuenta de la publicidad engañosa que nos venden de los países (todos sin excepción) y que como en todo, para poder opinar acerca de algo es mejor que lo compruebes con tus propios ojos, de lo contrario, siempre hay mucha manipulación de por medio. Lo mismo pasa con los estereotipos que nos venden de los Japoneses y que realmente dista bastante de la realidad. Nos venden la parte más llamativa (que es una parte minoritaria) y luego, al estar allí te das cuenta de que no es así. Como por ejemplo, de España se vende generalmente la imagen de los toros, las sevillanas, paella, flamenco, etc (por eso se nos ve así en el resto del mundo) y aunque es cierto que forma parte del folklore Español, no solo te vas a encontrar eso si vienes como turista.

Dicho esto, comentaremos las curiosidades, anécdotas o experiencias curiosas que como turistas hemos vivido o experimentado. Si bien es cierto que la primera vez que viajas a Japón es en la que más sorpresas te llevas, en la que más notas los contrastes y alucinas con todo, cabe decir también, que Japón es un país que siempre sorprende y vayas las veces que vayas experimentas situaciones únicas que solamente podían suceder allí. Dividiremos el contenido de la sección en varios posts para no saturar, así que cada cierto tiempo iremos ampliando y añadiendo nuevas anécdotas. Aquí va la primera tanda de curiosidades que hemos vivido en Japón:



Recreativos en Japón

Muy buenas a todos y gracias por estar de nuevo aquí con nosotros. Esta semana hablaremos de un tema que nos encanta y nos parece súper curioso; los salones recreativos en Japón (no el Pachinko, que eso es otra historia, es más como una máquina tragaperras), sus características, su influencia en la sociedad y cómo se movilizan y se utilizan las licencias de videojuegos, series, manga y anime en ese ámbito. Antes de nada para todos aquellos que os gusten los videojuegos, el manga y anime, la cultura japonesa o simplemente sintáis algo de curiosidad por ese país, no perdáis la oportunidad de ir si tenéis ocasión. Es un lugar lleno de contrastes entre su cultura milenaria y un modernismo que roza lo futurista consiguiendo un ambiente retro futurista maravilloso. Cuando estás allí parece que estés en otro mundo y no hay nada que te deje indiferente.

Los salones recreativos en Japón no tienen nada que ver con lo conocido aquí en España. Además, aquí prácticamente han desaparecido y a día de hoy cuesta mucho encontrar uno. En el país nipón es algo que forma parte de su cultura y de su día a día. Lo normal allí es encontrarte en cualquier lugar de la ciudad un edificio entero dedicado a salones recreativos, siendo muy habitual ir a pasar el rato allí después de trabajar para desconectar o como punto de encuentro con los amigos y pasar un buen rato. Están abiertos todo el día ofreciendo la posibilidad de ir a cualquier hora y no importa la edad, pues eso forma parte de ellos y te encuentras a todo tipo de gente allí dentro.